La firma japonesa Yotsuba Moto, especializada en motos eléctricas de iniciación y para un público joven, ha desembarcado en España de la mano del importador  Mundo Talio con dos nuevos modelos de iniciación off-road: Meow 12 y Woof 16/20.

Dos nuevas infantiles “pensadas y diseñadas para la diversión de los más pequeños” que buscan diferenciarse de sus rivales en el mercado Europeo apostando por la fiabilidad, calidad de acabados y el especial énfasis por la seguridad de los más pequeños del que hacen gala en el país nipón.

Meow 12: Primeros pinitos en el off-road

A medio camino entre las bicicletas de equilibrio y las motos de combustible, el modelo Meow monta ruedas de 12 pulgadas y está destinado a los peques que quieren dar sus primeros pasos en el mundo de las dos ruedas, familiarizándose con el uso del acelerador sin el ruido de los modelos de combustible.

5-white-red

“Pequeña y fácil de manejar”, gracias a su reducido peso de 12 kg, y resistente al agua, por lo que “le permite rodar en cualquier lugar, ya sea con barro, cuesta arriba, pista de tierra e incluso charcos”, según el fabricante. 

La seguridad es un apartado primordial para Yotsuba y por eso, este modelo, monta el motor en la rueda trasera, y cuentan con un sistema de paro automático, gracias a un sensor de 3 ejes, que corta la energía en caso de caída y que impide que la moto se descontrole incluso si el gas está abierto cuando se levanta la moto, ya que está programado para que no vuelva a arrancar hasta que el acelerador vuelva nuevamente a cerrarse.

 

El regulador de velocidad está especialmente programado en la más pequeña para que el arranque sea suave, con una velocidad de 6 km/h, la misma que una persona adulta caminando, lo cual permitirá a los padres seguir la evolución de sus hijos mientras se familiarizan con el acelerador. El diámetro del puño del gas, de 1,9 cm, así como las manetas, están específicamente diseñados para el tamaño de sus pequeñas manos.

Dispone de 3 modos de potencia. ‘Slow’ (verde), el cual no permite sobrepasar los 6-7 km/h. ‘Medium’ (azul), que lo hace hasta los 11-12 km/h, y ‘Fast’ (rojo) con el que se alcanza una máxima de 18-22 km/h.

El modelo Meow 12 está disponible en colores blanco y rojo o blanco y azul en España y su precio de venta al público es de 999€.

Woof 16 y 20: Con todos los elementos de una moto

El modelo Woff está disponible con ruedas de 16 o 20 pulgadas y se trata de una moto destinada a niños de 7 años y 9 años respectivamente. Monta un motor eléctrico de 750/1500W, con un voltaje de 48V y todas las especificaciones completas de una moto, como chasis de aluminio, suspensión delantera y trasera, y frenos de disco, para una conducción off-road más auténtica.

woof-16-mc

Una pequeña eléctrica “versátil y polivalente” de 25 y 27 kg respectivamente, que esconde tres motos en una, según apunta su fábrica, gracias a la posibilidad de cambiar la posición la posición del basculante, el sillín y las estriberas para el enduro, trial o supermotard.

Dispone de un potenciómetro que permite regular la velocidad máxima entre los 10 y 40 km/h, además de un botón para seleccionar el modo de conducción: Sol o Lluvia. La batería reemplazable tiene una capacidad de 10Ah, lo cual es suficiente para 2 o 3 horas, aunque su uso continuo es de 50 minutos en seco y 45 en mojado.

La Woof, al igual que la Meow, dispone de un sensor giroscópico que detecta las caídas, el cual se activa y detiene el motor cuando se superan los 65 grados de inclinación. Su bastidor es de aluminio, lo que le da un acabado especial a esta moto equipada con cubrecárter inferior para proteger la batería de los impactos propios del off-road. 

Su motor se encuentra en el interior de la rueda trasera, por lo que no dispone de cadena ni piñones. Mientras que su centro de gravedad bajo, permite a los niños levantarla con facilidad y darles una mayor seguridad en su pilotaje.

Como ya hemos dicho, está disponible en dos versiones, con ruedas de 16 y 20 pulgadas, con un precio de 2.750 € y 2.850 € respectivamente para una eléctrica que, al igual que su hermana pequeña, cabe en el maletero de cualquier utilitario sin preocuparse de verter combustible.

 

Más información: Yotsuba Kids y Mundo Talio